30 de julio de 2011

Lazos de amistad que nacen y crecen entre los lápices, libros y cuadernos

Son amigos desde el preescolar –en su mayoría– y definen con simpleza el verdadero significado de la amistad. Este sentimiento es fundamental en la formación de una persona, según expertos. Por Patricia Figueredo. UltimaHora.com
Ellas no se aguantaban al principio –lo admiten– pero por esas cosas de la vida empezaron a hablar, y ahora son compinches. Es más, aprendieron el lenguaje de señas para comunicarse y mantener en secreto sus charlas.
Leticia Delgado, Lissa Penayo y Jessica Báez se conocen desde el primer grado. Ahora están en el sexto y son compañeras de banco. La amistad que las une es tan fuerte que hasta se presentan como hermanas en el Facebook y todo lo hacen juntas.
En este día, quién mejor que ellas junto a sus compañeros de la Escuela Brasil, de Asunción, para hablar sobre la amistad. "Entre nosotras no hacemos diferencias, si yo le hablo a una también le hablo a la otra, no le cuento mis secretos solo a una. Nos apoyamos entre las tres y estamos juntas en las buenas y las malas", dice Lissa.
La amistad es el espacio afectivo en el que se vive y se ensaya el comportamiento social del presente y para el futuro. Es entender al otro como a uno mismo, por eso, difícilmente se pueda vivir sin amigos, es lo que refiere el psicólogo Mario Torres y las tres amigas lo confirman. "Estamos unidas siempre", dicen.
Para Fernando y Mauricio, hablar de amistad les hace recordar el primer partido de fútbol que jugaron cuando estaban en preescolar. Y añaden que desde el segundo día de clases ya se convirtieron "en resuperamigos".
Como eran tan charlatanes, a veces dejaban de hacer las tareas o atender en clases por estar hablando, cuenta Fernando. Él se declara adicto al play station y Mauricio asiente con la cabeza y añade: "Siii, siempre jugamos y también nos gusta jugar al fútbol".
A esta pareja de amigos más tarde se les unieron Rodrigo Orué y Jonathan Cáceres, y ahora todos viven a full su amistad dentro y fuera de la escuela. Hasta en la salida, cuando la campanilla suena, salen corriendo a esperar el colectivo que los llevará a sus casas.
ACEPTACIÓN. La psicóloga Susana Bogarín indica que "este sentimiento tan especial y gratificante genera en las personas bienestar y sobre todo la seguridad de que somos aceptados tal cual somos, con nuestras virtudes y defectos, luces y sombras, aspectos positivos y negativos. Esa es la verdadera amistad", dice.
Juan Víctor –por ejemplo– es una muestra clara de lo que hace la amistad. Él vino a Paraguay hace 1 año y dentro de pocos días debe volver a su país natal, pero el solo hecho de pensar en eso ya no le agrada. Él encontró amigos aquí a quienes no los cambia por nada.
"Con ellos aprendí el idioma, me ayudan en las lecciones acá en la escuela y la verdad es que ya no quiero volver a Brasil", asegura mientras recuerda a su perra Bonitinha que está allá.
Su venida a Paraguay se dio porque su padre es marinero y vino comisionado a nuestro país. Y como ya se está cumpliendo el tiempo, Juan Víctor debe empezar a decir adiós a la chipa, el tereré, las empanadas de carne que tanto le gustan, tal como lo sostiene.
"Él es superbueno, simpático, da gusto estar con él y somos todos amigos acá", dice Liz Aldana, mientras todos rodean a su compañero brasileño y se unen en un abrazo cargado de afecto y compañerismo.
IMPORTANCIA. Mario Torres resalta que "la amistad es el signo humano por excelencia; cuya manifestación y presencia en la convivencia cotidiana es señal de buena salud mental. En cambio, la soledad, aquella que resulta de marginar la amistad, puede implicar temores arraigados desde muy temprana edad", destaca.
Agrega que en la medida que la persona se sienta "extremadamente independiente", "autosuficiente", y en otro caso, como "arrogante" es probable que encubra aspectos frágiles, débiles, que son expresados solapadamente, con estos últimos comportamientos y, que en realidad, niegan esta profunda necesidad de contar con el otro, necesidad que hace a los niveles de amistad.
De hecho, desde muy temprano el desarrollo del niño se hace a partir del otro, de ese otro ser humano, estructura que igualmente abarca la amistad en el transcurso del tiempo.
Y aunque ahora las amistades también surgen a través de Facebook o Twitter, a criterio de la psicóloga Bogarín, a este tipo de relaciones le hace falta la comunicación no verbal, ese "cara a cara" que deja ver lo que las redes sociales no.
"Podemos amar mucho a un amigo o amiga con quien compartimos extensas charlas o mensajes por las redes sociales, pero, a mi entender, no se podría sustituir ese compartir íntimo, cercano, cálido que nos permita interpretar, en base a lo que observamos, el estado de satisfacción o insatisfacción que viven en determinados momentos de su caminar por la vida", reflexiona.
Así es que hoy, además de enviar un mensaje de texto al celular o postear un lindo comentario en alguna red social, sería bueno que el "felicidades amigo" sea face to face.
DAR EL LUGAR DE PRIORIDAD FORTALECE LAS RELACIONES
Hacer amigos puede que sea fácil, pero alimentar esa relación y conservarla a través del tiempo depende de cada uno.
A criterio de la psicóloga Susana Bogarín, "una de las mejores maneras de conservar las amistades construidas a lo largo de la vida es ponerlas en un lugar preponderante en nuestro andar diario. Los amigos y amigas deben formar parte de nuestras prioridades", dice.
Añade que las amistades son aquellas personas que elegimos para compartir las diferentes emociones que nos acompañan en la cotidianeidad, es por eso que debemos tenerlas presentes, sabiendo que contamos con ellas en todo momento.
"Así como ellos, nuestros amigos cuentan con nosotros siempre, aunque no estén presentes físicamente. Saber que están presentes en nuestro afecto, en carácter incondicional, nos asegura que en los buenos momentos y los difíciles tendremos siempre un hombro en quien recostarnos", apunta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ultima Hora - Nacionales

Las ruinas jesuíticas observadas desde el aire

Visita a la tumba de Mangore.


Honor a quien honor merece!Sady y Teofilo Acosta directores de Ecos del Paraguay vistaron la tumba del gran musico paraguayo Agustin Pio Barrios cuyos restos descansan en el Cementerio de los Ilustres de El Salvador.