7 de marzo de 2013

El artista paraguayo que se dedica a exterminar termitas


El pintor y escultor que utiliza como materia para sus esculturas “termiteros”.
Fidel junto a uno de sus trabajos.
Fidel Fernández es un artista joven con amplia experiencia tanto de vida como de arte, empujado por la pobreza dejó su natal Ñeembucu para establecerse en Cerrito, Chaco Paraguayo. Además de su característico estilo y temática de pintor, su reciente incursión en la escultura le hizo ganar notoriedad. Su técnica y materia prima es particular, utiliza el “takuru”, el hogar de las termitas, para hacer sus obras que no dejan de sorprender. Sus esculturas en Takuru, como la obra “Terminator”, ya le han valido premios y reconomientos. Fidel afirma que aun no es rentable ser artísta en Paraguay, así también señala que es un impedimiento la centralización en la capital de las actividades artísticas porque genera un elitismo.
¿Cómo se inició tu camino autodidacta dentro del mundo artístico?
El arte siempre fue para mi una forma de expresar la conducta introvertida que tenía, era mi lenguaje (no me gusta hablar). El ser autodidacta no fue una opción sino una imposición, la incapacidad económica de seguir estudiando me llevó a buscar en el arte un proceso empírico.
¿Que circunstancias motivaron a dejar tu Ñeembucu natal para ir al mítico chaco paraguayo?
Dolores, escultura en takuru
Por sobre todo la pobreza, la pobreza nos obligó como a muchos otros a migrar al territorio chaqueño.

¿ A los cuantos años terminaste tu primer cuadro?
Cuando tenía once años (6* grado), no era un cuadro propiamente dicho, era una teja que dibujé y luego lo pinté con tempera, una tarea de manualidades.
¿Además de la pintura te dedicas a otras ramas del arte ¿Cuáles son?

La pintura es mi gran pasión, hace poco empecé a incursionar en el ámbito de la escultura, tengo mucho aún por aprender.
¿Cómo nace la idea del arte en takuru? ¿Cuál es su proceso y metodología de trabajo?

En octubre del 2010, el CCPA y Amigos del arte organizaron el 5to. Concurso Juvenil de Escultura, quise participar, no tenía materiales, empecé a buscar posibles elementos que pudiera utilizar, y por sobre todo, hacer arte sin necesidad de gastar dinero. El takuru me pareció que era un material innovador.

Termiteros, la materia prima.

Para sacar, el takuru debe estar bien seco, por lo menos dos semanas sin lluvia y con buen sol, en ese estado es durísimo. Se recoge y se fumiga (generalmente una vez que sacas de su ambiente las termitas abandonan el nido). Dibujo con tiza sobre el takuru la figura que me insinúa el material, luego empiezo a hacer una especie de esculpido con herramientas cortantes (cuchillo, cuter, destornillador, etc.). Una vez terminado la escultura le paso una capa de sellador acrílico para darle mayor resistencia (es muy frágil y difícil de manipular el takuru).

¿Nunca tuviste reacciones de las hormigas propietarias del takuru?

Las termitas son inofensivas, el problema aparece cuando está acompañada de las famosas hormigas coloradas (tahýi pytâ’i).

¿Es rentable el trabajo que realizas?

Esto aún no es rentable, la exposición que estoy llevando a cabo en el Centro Cultural de España Juan de Salazar es un proyecto adjudicado por el Centro Cultural; ellos me solventan los gastos de transporte, la base para las esculturas y todo lo que conlleva una exposición (invitación, catálogo, etc.),en síntesis, sin la ayuda del CCEJS sería difícil poder realizarlo.

¿Cómo conociste al coleccionista alemán Burkhard Wittkowsky?
Fue en el 2006, la SENATUR organizaba los sábados encuentros artísticos sobre la calle palma, un amigo (Oscar Duarte, actual intendente de Benjamín Aceval) me había convencido de llevar dos obras que tenía para exponer ahí. Luego surgió la posibilidad de dejar esas obras en Turista Roga, donde había una exposición permanente de artesanía. Wittkowsky fue a comprar artesanía y por casualidad se encontró con mi obra. A partir de ahí surge una amistad y la posibilidad de pintar en forma más seguida.

La mayoría de tus pinturas tratan sobre temas que hacen a nuestra historia, ¿qué mensajes buscas transmitir por medio de las mismas?

Empecé con esa temática a raíz de la lectura de libros históricos, traté de plasmar lo más representativo de la historia paraguaya. Con mi enfoque subjetivo trato que de alguna manera los espectadores no se queden con la obra, sino, busco que la cuestionen, que provoquen en ellos un sentido de identidad y pertenencia histórica.

¿Cual es tu concepto de anti-historia, y en cuál de tus obras es posible encontrar muestras de ella?
El concepto de anti-historia surge cuando en mis obras no hago una interpretación académica de la historia, tomo la versión y visión popular, con las transformaciones y deformaciones que sufren de generación en generación, convirtiendo a la historia en una realidad de dimensiones mítica y mística.


El arte en su dimensión social.
Sobre ese punto, el chaco es una tierra que concentra mucha historia, ¿de qué manera la tierra chaqueña te sirve de inspiración?

El chaco es maravilloso, me ha inspirado mi niñez por las estancias, me recuerdo de las polvaredas, el viento norte (yvytu tarova) y el incesante crepitar de la chapa de zinc en pleno verano. Todo eso me ha inspirado, pero lo que más me inspira son las personas, acá en Cerrito la mayor parte de la población es arribeña, provenientes de otros departamentos que se han arraigado aquí. Por eso, se tiene una idiosincrasia bien variada dentro de la comunidad.

¿La imposibilidad de vivir del arte hizo que tengas que recurrir a otras labores para garantizar la subsistencia tuya como la de tu familia?

En el comienzo fue así, la perseverancia y conocer a personas que apuestan al arte, me dio la oportunidad de poder dedicarme de pleno a esto que me gusta tanto.

¿Cuanto falta en nuestro país para que un artista realmente pueda vivir del arte?

"Marcha campesina", pintura de Fidel Fernadez realizada en el 2do. Encuentro Internacional de Arte Público en San Cosme-Corrientes, 2011.

Yo creo que se puede vivir del arte, el problema por un lado es: ¿Quién te sustenta el proceso que conlleva a ser un artista?, por otro: la centralización de todas las actividades en la capital produce una saturación y un público más elitista.

¿Cómo ves el desarrollo de arte paraguayo en la actualidad?

Hoy en día hay muchos concursos que buscan premiar, incentivar e insertar a jóvenes dentro del circuito artístico (ejemplo: SNC, OEI, ONU, la Escuela de Bellas Artes, CCPA, Amigos del Arte, El Cabildo, CCEJS, Gente de Arte y muchísimas organizaciones más). Solo hay que descentralizar un poco, y que los jóvenes del interior dejen de ver como un obstáculo o impedimento ésta condición.
Pintura sobre el vertedero municipal de Asunción.
FUENTE: http://ea.com.py/un-artista-que-se-dedica-a-exterminar-termitas/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ultima Hora - Nacionales

Las ruinas jesuíticas observadas desde el aire

Visita a la tumba de Mangore.


Honor a quien honor merece!Sady y Teofilo Acosta directores de Ecos del Paraguay vistaron la tumba del gran musico paraguayo Agustin Pio Barrios cuyos restos descansan en el Cementerio de los Ilustres de El Salvador.