9 de agosto de 2013

Una chipa saludable, sin grasa “trans” y con el mismo sabor

Desde este fin de semana las personas que sufren hipertensión, diabetes o simplemente quieren mantenerse en forma podrán saborear las “chipas saludables” que están a la venta en Minga Guazú. Se trata de un proyecto de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Nacional del Este, que logró reemplazar las grasas nocivas por otras beneficiosas. 
La chipa saludable se comercializa en Alto Paraná gracias al convenio firmado entre la Facultad de Ciencias de la Salud de la UNE y la Chipería Leticia. La chipa saludable se puede adquirir en todos los puntos de ventas de la Chipería Leticia, desde G. 2.500 cada una.
Para la elaboración del producto se utilizó un tipo de grasa que no perjudica la salud y cuyo empleo se considera “marcará un hito en la historia de la alimentación”.

Hasta ahora, las distintas versiones de chipa que se comercializan contienen harina de maíz, almidón, queso, huevo, grasa de origen animal o vegetal, leche, sal y otros aditivos. En general, para la fabricación de las chipas caseras se emplea grasa animal, y para las elaboradas en establecimientos industrializados utilizan margarinas con alto contenido de grasas “trans”.
Ambos lípidos son considerados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) ingredientes altamente nocivos, en especial para las personas que tienen su colesterol sanguíneo por encima de los límites normales, grupo que representa el 30 por ciento de la población de la mayoría de los países latinoamericanos.
En ese marco, científicos de centros de investigaciones de Argentina y España lograron desarrollar nuevas fórmulas en las que se modificó la composición perjudicial de las grasas.
En marzo de este año, la unidad académica con investigadores de la Universidad de La Plata (Argentina) hizo una demostración de la elaboración de la chipa sustituyendo la grasa animal. En aquel entonces hubo una degustación del producto y había quedado pendiente la decisión de la empresa de incorporar los cambios que hoy son realidad.
Los investigadores compatibilizaron el desarrollo de un aceite de girasol no transgénico, denominado alto esteárico y alto oleico, que por su gran versatilidad puede cubrir casi todas las aplicaciones requeridas por la industria de alimentos como alternativa a las grasas trans y animales. El primer alimento en que se reemplazan las sustancias dañinas por otras beneficiosas, sin alterar su particular gusto, es la chipa.
En ese contexto, la semana pasada se hizo el lanzamiento de la chipa saludable en esta ciudad y desde ahora el tradicional pan sin levadura del paraguay se puede adquirir en todos los puntos de ventas de la Chipería Leticia, desde G. 2.500 cada una.
Fuente: Diario Abc color.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ultima Hora - Nacionales

Las ruinas jesuíticas observadas desde el aire

Visita a la tumba de Mangore.


Honor a quien honor merece!Sady y Teofilo Acosta directores de Ecos del Paraguay vistaron la tumba del gran musico paraguayo Agustin Pio Barrios cuyos restos descansan en el Cementerio de los Ilustres de El Salvador.